Sección de utilidades Fin de la sección de utilidades

Agrupación Empresarial Innovadora del Conocimiento de Asturias

You are in: Inicio / Noticias / Innovación y Centros Tecnológicos

Twitter

Financiado por

Logo FEDER Logo IDEPA Logo MITYC Logo FEDER Logo AEI MYTIC
  • Noticias

  • La innovación y los centros tecnológicos: apuesta por el futuro.

    $fechaPablo Priesca, Director General de CTIC Centro Tecnológico Pablo Priesca, Director General de CTIC Centro Tecnológico

    Tras un agitado año en el que palabras como "crisis" o "recesión económica" han copado las portadas de la prensa internacional, y las principales economías europeas y mundiales se han visto embestidas por la conocida "crisis financiera", hablar de Innovación se revela como una referencia fundamental para enfrentarse a las nuevas dificultades que cada día se manifiestan en el tejido industrial y empresarial.

    Si bien el pasado 2009 era declarado por la Comisión Europea “Año Europeo de la Creatividad y la Innovación”, datos recientes sobre Innovación en el contexto europeo vuelven a colocar a España en el grupo de países con una Innovación moderada, por debajo de la media de la Unión Europea (UE-27).

    Los esfuerzos realizados, tanto a nivel nacional como a nivel regional, por parte de las instituciones públicas y privadas para el fomento de la Innovación han sido importantes, pero parece que no son suficientes. La apuesta por un modelo económico robusto basado en la Innovación precisa de, al menos, dos ingredientes imprescindibles: la ejecución de políticas de fomento de la Innovación, y la consolidación de lo que se ha acordado en denominar “cultura innovadora”, en donde juega un papel crucial el entorno de la Innovación.

    Un entorno de la Innovación que está formado por diferentes agentes, en el que los Centros Tecnológicos (CTs) junto a las Universidades, empresas, Admón. Publicas, entidades financieras, etc. son los pilares fundamentales para la generación de acciones innovadoras y el desarrollo tecnológico.

    Los CTs deben jugar un importante rol en la difusión y la transferencia de sus resultados para mejorar la capacidad competitiva del tejido empresarial, actuando como interfaz para que la labor de la Innovación y la Investigación científica tenga un mayor impacto en la sociedad. Una actividad que, desde la investigación aplicada, ejerce de nexo entre la investigación básica más propia del entorno universitario, y la empresa, eslabón de la cadena encargada del desarrollo y de llevar el producto y/o servicio al mercado.

    Los CTs actúan como socios estratégicos de las empresas, constituyendo un enlace ágil y eficaz de apoyo a la I+D+i dirigido específicamente al sector productivo, en especial a las Pymes, aunque también colaboran con las Administraciones Públicas en el desempeño de actividades relacionadas con la Innovación.

    Para afrontar el reto y el compromiso en el fomento de la Innovación, los CTs deben a su vez seguir apostando por una fórmula básica, pero imprescindible: especialización + cooperación. Sólo con un profundo conocimiento del sector en el que se enmarca el Centro Tecnológico, y el aprovechamiento de las sinergias fruto de la cooperación con empresas y el resto de agentes innovadores, los CTs pueden asumir su papel como agentes tractores para el impulso de los flujos entre la investigación y el tejido empresarial.

    En este entorno de Innovación, las Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC) adquieren un papel de transversalidad muy reseñable, ya que suelen encontrarse en la base de muchos procesos innovadores empresariales y sociales. Por ello, la contribución de las TIC al desarrollo territorial resulta incuestionable.

    La incorporación de la ciudadanía y las empresas asturianas a la denominada Sociedad de la Información está posibilitando la generación de nuevos modelos sociales caracterizados por el aumento de la participación ciudadana en la generación de conocimiento y en el desarrollo de sus entornos, así como una mayor madurez digital de nuestro tejido empresarial, traducido en un aumento de su actividad innovadora y de su capacidad competitiva en los mercados.
    Así pues, podemos afirmar que uno de los pilares para el desarrollo territorial se encuentra en la apuesta por la inversión en las TIC.

    Estudios recientes demuestran que, según metodología OCDE, las inversiones en TIC explican, de media, el 58% del crecimiento de la productividad total de los factores en la última década.

    Este mismo estudio apunta que la productividad del capital TIC es notablemente superior en Asturias que en el resto de Comunidades Autónomas españolas. Así, los análisis concluyen que cada euro invertido en TIC en Asturias, está generando una aportación al PIB entre 2 y 4 euros, el doble que la media de España.

    Desde CTIC, como Centro Tecnológico especializado en Tecnologías de la Información y la Comunicación, tenemos la misión de ser un agente tractor y transformador de la innovación tecnológica en el ámbito TIC, potenciando la innovación y la competitividad de las empresas del territorio, a través de la investigación y de la prestación de servicios de valor añadido, atrayendo recursos financieros para proyectos y generando prestigio y reconocimiento que contribuya a transmitir una imagen real de competitividad y modernidad de la sociedad y economía asturiana.

    La contribución a la competitividad empresarial del entorno asturiano es el eje de nuestras actuaciones, sin menoscabo de complementarlo con la expansión de nuestra actividad en un contexto más amplio, fundamentada en el concepto de “glocalidad” (actuar globalmente para influir localmente).

    Para ello trabajamos bajo dos focos principales, el territorial y el de la especialización tecnológica, entendiendo que nuestras actividades, independientemente de donde se desarrollen y de las especializaciones tecnológicas, deben revertir en el desarrollo regional y más específicamente en la capacidad innovadora y consiguiente mejora de la competitividad de las empresas del territorio, siendo el sector TIC un socio natural de los proyectos en unos casos y, en otros, un receptor de nuestros servicios. CTIC se convierte así en un aliado tecnológico de las empresas asturianas.

    Atrás